El Circuit Ricardo Tormo ha celebrado la última de las cuatro jornadas de entrenamientos oficiales del Campeonato del Mundo FIA de Fórmula E, el mundial de coches eléctricos. Edoardo Mortara (Rokit Venturi) ha sido el más rápido de la sesión y de toda la semana tras parar el crono en un tiempo de 1:25.763.

En este tercer día de actividad en la pista, el cuarto del evento que también cuenta con múltiples actividades fuera de la pista, los equipo han centrado el trabajo en la puesta a punto de sus monoplazas que disputarán la primera carrera de la octava temporada los días 28 y 29 de enero en Arabia Saudí.

Mortara ha batido el record de la pista valenciana con el francés Jean Eric Vergné (DS Techeetah) segundo con un mejor registro de 1”25’804. Stoffel Vandoorne (Mercedes EQ) ha sido tercero a 98 centésimas del crono de Vergne.

Por la mañana, la sesión se ha visto detenida tras una bandera roja protagonizada por el brasileño Sergio Sette Camara (Dragon). El piloto brasileño ha tenido problemas con su monoplaza y ha tenido que detenerse en la curva siete del Circuit. Además Oliver Askew se ha quedado parado nada más arrancar la jornada, lo que ha obligado a sacar bandera roja.

Con estos entrenamientos, que por cuarta temporada consecutiva han tenido lugar en el Circuit Ricardo Tormo, el Campeonato del Mundo FIA de Formula E da inicio a una temporada en la que culminará el trabajo de los monoplazas de segunda generación. Cada año estos coches han ido recibiendo mejoras relativas al consumo de energía, a la potencia entregada y a la duración de las baterías.

La próxima temporada el certamen vivirá una revolución con la llegada del Gen3, el monoplaza que la organización a comenzado a mostrar esta semana en Valencia