La Spartan Race ha visitado por primera vez el Circuit Ricardo Tormo, un enclave en el que tantos los participantes como sus acompañantes han disfrutado de un fin de fiesta inédito como consecuencia de las múltiples novedades que presentó. Más de 4.000 espartanos han recorrido el recinto durante todo el día.

La primera novedad que han podido disfrutar ha sido la pelea histórica por el primer Campeonato de España de la modalidad, que ha recaído finalmente en Albert Soley y Simone Matos tras cruzar la meta y saltar el fuego en tercera y primera posición respectivamente en la categoría Élite.

No ha sido esta, sin embargo, la única primicia. 500 corredores han disfrutado del recorrido de noche, al haberse inscrito en la inédita hasta la fecha Spartan Night Sprint, a la que sus 5+ kilómetros y sus 20 obstáculos se ha unido como dificultad la falta de visibilidad del recorrido.

Entre las personalidades que han tomado la salida se encontraban el piloto de Fórmula 1 Roberto Merhi, el medallista mundial de jabalina paralímpica en Londres Héctor Cabrera y el chef local Diego Laso.

Junto a ellos, aquellos que han visitado el circuito han dispuesto de una zona del festival más longeva que nunca, al poder disfrutar de la gran variedad de planes en la explanada principal hasta las 23 horas.

La vertiente solidaria ha sido protagonizada por Moving The Planet y Fundación Humana, que en dos contenedores han recogido zapatillas usadas para donarlas a fines sociales. Asimismo, Loterías Castillo ha dispuesto del primer numero espartano de la historia, cuyos dos euros de excedente también se han destinado a esta causa.

Por último, los más atrevidos han participado en la Hurricane Heat 12 (que se inició a las cuatro de la mañana y concluyó a las cuatro de la tarde), mientras que los niños a partir de cuatro años han tenido la oportunidad de emular a sus padres en la Spartan Kids.